miércoles, 26 de junio de 2013

Nico Riera: “Que buena la vida conmigo”

Tacho es un privilegiado: cerro trato con una productora que le pagara por recorrer paisajes panameños y surfear sobre aguas centroamericanas.
Todo, en marco de un reality que él mismo conducirá.
Profesionalmente, siempre es positivo poner en práctica nuevas experiencias. Sobre todo si, además de resultar beneficiosa desde el punto de vista personal, significa también un progreso para el bolsillo. En eso anda Nicolás Riera. El ex Teen Angels, que últimamente ha sido parte de un éxito rotundo como lo fue Dulce Amor, la novela de Telefe que arraso en materia de rating, cerro trato con la productora Mundo Zero para encabezar un docureality grabado íntegramente en el extranjero. Panamá será el escenario de este nuevo desafío que encara Tacho, que estará en el aire durante el mes de julio a través de la señal TLC para todo Latinoamérica.  

Viajar es mi destino, tal como se denomina el programa, contara con un formato novedoso y singular para el actor, que por primera vez en su carrera será protagonista y conductor de manera simultánea. Lejos de las abrumadoras grabaciones y de los compromisos laborales continuos, y por momentos asfixiantes, a Nicolás, se podría decir tranquilamente, le pagaran por descansar: “Que buena es la vida conmigo”

Lo que se verá en pantalla ni más ni menos es la intimidad del ex casi ángeles relajado, ensayando deportes y disfrutando de los paisajes paradisiacos del país centroamericano. Sin dudar, a Tacho le vendrá como anillo al dedo encarar este proyecto debido a que, se sabe, el ex de Silvina Escudero es fanatico del surf y de la aventura. Según comenta, una de las primeras cosas que Nicolás empaco antes de subirse al avión fue, precisamente, su tabla.

El docureality ira llevando a Tacho por diferentes puntos del suelo panameño, viviendo miles de experiencias a lo largo de su recorrido.



Descanso y paisajes, un combo que a Tacho le seduce y, por supuesto, también le reditúa cash. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario