lunes, 3 de noviembre de 2008

Capitulo 58 "Bajo Mi Piel" - Casi Angeles - 2° Temporada



Cielo se cruza con la mamá de Lleca, pero a pesar de que trata de frenarla ella la esquiva y se va. Salvador baja del ascensor y le pregunta a Cielo que le pasa, ella le dice que esa mujer era igual al dibujo de Lleca. Juntos van a ver como estaba Rama.
En la sala donde operaban al chico Nico se muestra muy nervioso, el médico lo calla y sigue trabando. El tratamiento que estaban haciendo lograba buenos resultados.
Mar, Caridad y Jazmín siguen buscando el anillo que la primera perdió.
Una señora salé del hospital con un bebé pero cuando lo va a entregar al hombre que la esperaba sale la mamá de Lleca diciendo que la policía venía en camino. Algo que resulta raro porque esa era una zona liberada. La mujer que llevaba al bebé no quiere arriesgarse y lo devuelve a la maternidad.
La operación de Rama sale bien, él despierta y Nico y Cielo lo ven. Rama le agradece a Nico y este le agradece al chico, ambos lloran y Valeria entra a ver como estaba su ‘amigo’. Los otros dos los dejan solo y Valeria le dice que lo asustó mucho. Rama le dice “te llevo bajo mi piel”, la chica se lo queda mirando y él le dice que ese es el tema que le gustaba a su papá de Frank Sinatra.
En el hospital Cielo se vuelve a cruzar con la mamá de Lleca, la encara y le pregunta si a ella le habían robado un hijo. La otra sigue tratando de esquivarla y de no darle respuestas. Cielo insiste pero una ‘enfermera’ interrumpe. En realidad es la mujer infiltrada que roba bebés.
Simula llamar a la madre de Lleca porque era su turno y manda a Cielo con su supuesto medico. Cuando las otras dos se van Cielo se acerca al lugar donde estaba y levanta la billetera que se le había caído a la mujer.
Mar y Caridad siguen buscando el anillo y hablan en la cocina. Thiago aparece ahí y se queda escuchando en la puerta. Mar le pide a Caridad que vaya a la cama de Thiago y la otra le responde que le va a cambiar las sabanas. Thiago entiende todo mal y piensa que Mar se quiere acostar con él. Thiago entra le habla un poco, ella simula que no hace nada, y el otro se va. Le cuenta a Luca lo que escucho y el otro le dice que prepara todo el cuarto, compre velas, flores y él se encargaba de perfumarlo.
Mar corta el agua para seguir buscando su anillo cerca de la pileta donde lavan los platos. Jazmín que se estaba bañando se queda sin agua. Llama a Caridad para que la ayuda pero la otra no está cerca, quiere salir de la ducha pero no tiene su bata. Agarra una toalla, se tapa y cuando sale Luca entra perfumando todo. Jazmín lo enfrenta diciéndole que él le saco su bata para verla como Dios la trajo al mundo pero el otro lo niega aunque dice que le gustaría verla así. Tacho se acerca gritando por el olor a perfume, entra al baño y los otros dos se esconden dentro de uno de los cubículos donde están los inodoros. Tacho piensa que está solo, le habla de Jazmín y como no aguanta más esa situación pero se va enseguida. Los otros dos pueden salir.
Caridad se mete en la cama de Thiago a buscar el anillo, y el otro llega con velas, las apoya y se tira encima de ella. Mar entra al cuarto y ve la situación, el chico cae de la cama y le explica que pensaba que era ella. Pero para mas confusiones el chico le comenta lo que pensaba y Mar lo trata de ‘degenerado’. Tacho y Luca entran y se le ríen.
Nico, Cielo, Rama y Vale llegan a la mansión. Nico les pide a los chicos hablar y casi todos se juntan en la habitación de los hombres. Allí les cuenta que Rama estuvo en el hospital y les recordó lo que había pasado hace unos días con la operación de Thiago. Les dice que todos tienen que ser operados para sacarse esos implantes y que la solución de cómo hacerlo se la había dado Franca. Luca escuchaba atrás de la puerta.
Este va a ver a Charly y le pregunta si Franca se vendió por lo que había escuchado recién.
Thiago va a abrir el bar, allí se encuentra con Simón. Le pide si no tiene algunas monedas porque se había quedado sin cambio. El otro saca del bolsillo algunas pero también encuentra el anillo que Mar había perdido. Luca lo había puesto en su pantalón.
Thiago lo hace culpable de tenerlo, pero Simón no entiende muy bien lo que pasa y hasta piensa que debía ser de su mamá. Su amigo le dice que ese era el anillo que le había dado a Mar y el otro le jura no saber cómo llegó. Luca aparece para poner aún peor la situación. Thiago se enoja con su amigo.
El director del colegio llega a la mansión y habla con Nicolás. Le dice que recibió una denuncia anónima diciendo que Mar vendía drogas en el colegio.
Mar limpia la entrada de la mansión y Caridad aparece para seguir su trabajo. Hablan sobre el anillo y la única alternativa que tiene Mar es comprar uno nuevo para que Thiago no se enoje, y aprovecha la plata que tiene para hacer eso. Caridad entra a la mansión a buscar lavandina, Malvina salía y se choca con la chica. Pasa por al lado de Mar y le comenta que va a hacer su trabajo de caridad. Pero cuando se está yendo aparece Terremoto de frente y simula caerse para que el hombre la agarre. Se queda pegado a él, le habla un poco como seduciéndolo pero al final lo deja y se va. Terremoto habla con Mar y le dice que está ahí para dar su clase, pero la chica le dice que no podía porque tenían que grabar un videoclip. En ese momento llega el cartero y le entrega a Mar la carta que Julia le había mandado con la foto de su padre.
Mar y Terremoto entran a la mansión. Ella presenta a Terremoto y al director y le pregunta a Nico si pueden tomar clases antes de grabar el videoclip. Nico le dice que sí y le pide a Terremoto que vaya pasando. A Mar la frena y junto al director van a la dirección. Mar apoya la carta en el escritorio y Nico le cuenta lo que estaba pasando.


La chica se altera un poco y para el director eso la hace culpable, pero Nico confía en ella. El director dice que según la información que tenía ella llevaba las drogas en su mochila. Mar para mostrar que no era así agarra su mochila y la comienza a vaciar frente a ellos, Nico trata de negarse pero la chica lo hace. Saca varias cosas, pero de un bolsillo una bolsita con las supuestas drogas. El director le dice que queda suspendida y se va.
Nicolás le pregunta de dónde había sacado la plata que tenia, los 3 mil pesos, y ella le responde que se los mandó su mamá. Para confirmarlo la llama delante de él pero Julia le dice que solo mandó $800 para cada una. Ahí Mar se da cuenta que Tefi planeó algo en su contra y sale corriendo a buscarla.
Se cruza con ella en los pasillos de las habitaciones y le pregunta de dónde sacó la plata que le dio. Tefi responde que se la mando su mamá pero que no le dio nunca 3 mil pesos.
Mar le jura a Nico que le hicieron una cama y él le cree. 


Pero para empeorar la situación llega Thiago muy enojado y la enfrenta a Mar. Le pregunta donde estaba su anillo y Mar le muestra el que había comprado haciéndolo pasar por el original, pero Thiago le muestra el que había encontrado en el bolsillo del pantalón Simón. La trata mal y le grita, Nico trata de frenarlo pero el chico no para y también le contesta mal. Nico se enoja, le grita y lo obliga a irse a su cuarto.
Mar lo abraza, le agradece por creerle y le pide hablar en otro momento porque ahora quiere estar sola.
Cuando Nico se va Terremoto se aparece frente a Mar y le pregunta donde estaban todos porque nadie había ido a la clase. El entrenador se da cuenta que Mar está mal y se van juntos.
Salvador va a la mansión a ver a Cielo y lleva una caja. Ambos hablan en la cocina y él empieza a sacar algunas cosas. Primero un corazón que decía “te quiero”, luego se pone un guante de cocina y le hace una caricia y finalmente le regala una flor. Pero después le da un CD de Nino Bravo para sintetizar todo eso y le dice que hay un tema que dice “… un beso y una adiós, un te quiero, una caricia y una flor…”. Ella le dice que tiene que escucharlo para entenderlo mejor. Luego se ponen a hablar de lo que le paso a ella con la mujer que vio, y le cuenta que supone que es la mamá de Lleca. El chico entraba a la cocina y la escucha decir eso.
Rama se acerca a Valeria y luego de decirle unas palabras le propone acompañarlo a limpiar el baño. Ahí los dos hablan y se siguen tirando indirectas en una relación que por ahora ellos llaman de “amigos”. El recibe dos llamados, el primero de Luz y el segundo de Alelí, y a ambas les dice palabras como “mi amor” que ponen en alerta a Valeria a pesar de que la chica sabe quiénes eran. Luca entra dispuesta a bañarse pero Rama lo saca enseguida para que no interrumpa el momento.
Mar y Terremoto van a la sala de la mansión y el entrenador le pide que le cuente lo que le pasa, ella le dice que hay personas que la odian y le hacen cosas muy jodidas. El le dice que también pasó por muchas cosas en la vida y le sacaron muchas cosas. Pero que no tiene que olvidar la técnica del Peek a Boo, cubrirse y luego seguir atacando. Mar le pregunta sobre un tatuaje que tiene en el brazo, él le dice que era uno que trato de sacarse pero lo quedó peor. Era el nombre de una mujer, su único amor. Mar riéndose le dice que como va a tatuarse el nombre de una chica en el brazo pero Terremoto le contesta que hay cosas que van mas allá de todo y a veces quedan bajo la piel de uno.
Lleca saca a Salvador de la cocina y le pregunta a Cielo que pasó con su mamá. Ella le cuenta que supuestamente la vio y tiene su billetera. Cielo llama a informaciones y pregunta el número de teléfono de la mujer. Le dan uno del pueblito donde vivía y Lleca recuerda que es el mismo que le habían dicho sus amigos donde lo habían robado. Cielo llama pero le dicen que la mujer se fue para la capital y le dan un celular.
Melody sale del colegio junto a sus amigos y miente diciendo que tiene que ir a un casting, pero en realidad iba a trabajar.
En el lugar le sirve algo a la mamá de Lleca que justo recibe el llamado de Cielo. Pero afuera del lugar la observaban la mujer infiltrada en el hospital y el hombre que recibe los bebés y comentan la desconfianza hacia ella.
Cielo le habla, le dice que es la mujer que se cruzó en el hospital y la pudo rastrear porque tiene su billetera. La otra nuevamente no quería hablar pero Cielo le pide un segundo. Le comenta que ella está con un chico que puede ser su hijo y le pregunta si a ella alguna vez le robaron uno. La otra poco a poco comienza a entender que pasa y escucha que Lleca le dice a Cielo que le pida a la mujer ir a la casa para poder encontrarse. La otra se pone a llorar y cuando Cielo le hace la propuesta de ir al hogar la otra le dice que no puede, pero que los espera en un bar. Nico entra a la cocina y Lleca muy contento lo abraza y le cuenta lo que pasó.
Rama habla en la cocina con Luz que llevaba unas cajas. Valeria escuchaba atrás de la puerta y cuando Rama se queda solo se acerca a él. Le dice que esta atrás de otros ‘gatos’ y lo sabe porque lo siguió. Lo vio salir de una lencería, hablar por teléfono delante de ella en el baño y recién con otra chica en la cocina. Rama le dice que en el baño, como ya le había dicho, hablaba con Luz y Alelí, a la lencería fue para comprar cosas para ellas y ahora estaba con Luz en la cocina. La chica mucho no le cree y él le pregunta si le está haciendo una escena de celos. La chica para un poco y le dice que no, como excusa dice que lo hacía porque tenía una hermana chiquita y tenía que disimular. Valeria se va y Rama se queda contento.
Lleca se prepara para ir a ver a su mamá. Agarra su baúl con los recuerdos y su babero y una foto de debajo de su colchón. Abraza una vez más a Nico y junto a Cielo salen hacia el bar.

Alelí y Luz vestidas para la ocasión llaman a Valeria y la llevan hacia la sala de ensayos. Entran corriendo mientras la chica se acerca despacio a la puerta y ve a Rama que comienza a cantarle, como Frank Sinatra, el tema “te llevo bajo mi piel”. Mientras las nenas con unos cartones mostraban la traducción del tema que el chico interpretaba en ingles.







Valeria entra y Rama se le acerca. Juntos bailan y ella también canta un pedacito. Los dos se sientan en una silla que había en el centro del lugar, las nenas se van, y él remate el tema cantándole en castellano la última frase: “te llevo bajo mi piel”, a punto de besarse.
Lleca, Cielo y Nicolás llegan al bar donde esperaba la madre del chico. Se paren frente al lugar y se ven a través del vidrio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario